Busca Tu Receta Favorita aquí:

viernes, 9 de mayo de 2014

Deditos de Pescado


Hoy les traigo una receta de cocina irresistible! Los Deditos de Pescado.

Me encanta esta receta sencilla porque es muy rápida, nutritiva y versátil, hoy estoy utilizando pescado como ingrediente principal, pero lo podemos sustituir por pechuga de pollo, o chuletas de cerdo.

Si estás en esa etapa donde tu niño no quiere comer, le puedes presentar esta receta, si no le gusta el pescado le dices que es pollo y viceversa, si no le gustan ni el pescado ni el pollo le dices que es cerdo y si no le gusta nada le dices que son croquetas ;)


Si a tu hijo no le gustan los empanizados, te recomiendo que de todas formas intentes esta receta, ya que es un poco diferente a las comunes y de hecho a mi hija no le gustan los empanizados ni siquiera los de los restaurantes de niños pero cuando le presenté estos deditos de pescado no se pudo resistir, eso sí ella dice que es pollo ;) 

Preparar deditos de pescado en casa es mucho más saludable que comprarlos fuera ya que los ingredientes son frescos, los podemos hornear en vez de freír,  sustituir el pan que se usa para la cubierta por cereal (es la versión de hoy) de esta forma quedan mucho más crocantes y adicionalmente, podemos agregar nuestros toques de sabor con las especias que nos gusten como el orégano.

Es muy difícil resistirse a esta receta y lo que más me gusta es que sirve para toda ocasión, desde un almuerzo, merienda, cena o inclusive para una fiesta infantil.

Las cantidades de hoy son para 4 personas.

Ingredientes:

400 gr de Filetes de Pescado Blanco (en este caso utilicé tilapia, pero puede ser cualquiera que te guste)
1 Huevo
1/4 Taza de Leche
1/4 Taza de Harina de Trigo para todo uso (opcional)
1 Taza de Cereal de Maíz Triturado
Sal al gusto
1 Cucharadita de orégano (opcional)
Precalentar el horno a 200 grados centígrados
Necesitamos una bandeja plana antiadherente

Preparación:

Lo primero que debemos hacer preparar nuestra mesa de trabajo, es decir, debemos disponer todos nuestros ingredientes de forma ordenada, para esto debemos triturar el cereal y colocarlo en un bowl, agregar la harina en otro bowl, luego debemos cortar el pescado en deditos (tiras grandes o pequeñas como más nos gusten) y lo sazonamos con un poco de sal.


Para completar nuestra mesa de trabajo,  en un bowl agregamos el huevo, la leche, el orégano y un poquito de sal, batimos enérgicamente con un tenedor hasta obtener una consistencia homogénea, es decir, que se integren bien los ingredientes.



Una vez lista nuestra mesa de trabajo con todos sus ingredientes, comenzamos a preparar nuestros deditos, para esto primero debemos pasar el pescado por la harina de manera que el pescado quede bien cubierto, pero debemos eliminar el exceso. En este paso nos podemos ayudar con un tenedor o una pinza.


Una vez que nuestro pescado esté cubierto de harina, el segundo paso es pasarlo por la mezcla de huevo batido, de manera que lo cubramos bien por todos lados, teniendo en cuenta que debemos eliminar el exceso. En este paso nos podemos ayudar con un tenedor o una pinza.


El tercer paso, consiste en pasar nuestros deditos de pescado por el cereal triturado de manera que lo cubramos bien. Al igual que en los casos anteriores, nos podemos ayudar con un tenedor o una pinza.


El cuarto paso simplemente consiste en ir colocando nuestros deditos de pescado en una bandeja para hornear antiadherente uno al lado del otro, pero cuidando que no se toquen. Si nuestra bandeja para hornear no es antiadherente, podemos colocarle una malla de silicón de las que se usan para hornear galletas, o en su defecto papel encerado. (papel parafinado, papel manteca).



Por último, después de repetir los cuatro sencillos pasos anteriores con todo nuestro pescado, llevamos la bandeja al horno precalentado a 200 grados centígrados por 20 minutos, sabemos que nuestros deditos estan listos cuando toman un ligero color dorado. 


El acompañamiento ideal para los deditos de pescado son la salsa tártara y la ensalada de col (coleslaw).

Tips:

Si tenemos celíacos en casa, podemos saltarnos el paso de la harina de trigo o en su defecto, podemos sustituirla por harina de arroz.

Si tenemos intolerantes a la lactosa en casa, podemos utilizar el huevo batido solo o en su defecto podemos utilizar leche deslactosada.

El pescado se puede sustituir por pollo o cerdo.  

Para agregar un toque extra de sabor, podemos mezclar el cereal triturado con un poco de queso parmesano rallado.