Busca Tu Receta Favorita aquí:

jueves, 24 de marzo de 2011

Ensalada Tropical



Desde que estoy embarazada he pasado por varias etapas, comenzando por el primer trimestre donde todo me ocasionaba nauseas, luego esa etapa paso y entre en una en donde tenia hambre todo el tiempo así que comencé a aumentar de peso demasiado rápido...
Ahora estoy en la etapa mas linda, la que espero recordar siempre porque ya se me nota bastante el embarazo y puedo sentir los movimientos de mi niña.
Para poder estar tranquila y disfrutar al máximo esta bella etapa de mi vida, he comenzado a comer más balanceado para poder nutrir a mi hija sin aumentar más de la cuenta, es por ello que una de las cosas que decidí hacer fue eliminar el consumo de  carbohidratos (especialmente los malos) en las noches.
Les diré que me ha funcionado muy bien, pues me siento con más energía y hasta he bajado de peso mientras mi hija aumenta y crece cada día más linda.

A todas aquellas mujeres que están en la misma situación que yo, les digo que no deben someterse a una dieta estricta ni mucho menos, simplemente combinando bien los alimentos podemos (y debemos) comer de todo para que nuestros bebés estén sanos sin deteriorar nuestra salud.
Entonces, les cuento que en la mañana me como todos los carbohidratos que quiero, por lo general distintos tipos de pan, cereales y por supuesto las arepas que me encantan, combinados con frutas quesos y jamón o huevos, al medio día mi almuerzo esta compuesto de alguna proteína como las carnes rojas, aves o pescados, combinados con vegetales y/o legumbres, acompañados de algún carbohidrato (de los buenos) y en la noche mi cena  esta compuesta de ensaladas como la que les presento hoy, vegetales horneados, salteados o al vapor, caldos de vegetales (sin carbohidratos) y/o alguna proteína como un pollo horneado, o la plancha.

Si están en la misma situación que yo, me dirán que a media mañana o a media tarde sienten hambre de nuevo, pues yo no me escapo de eso, por eso siempre tengo frutas, leche, distintos tipos de nueces y barras de cereales bajas en azucares y grasas para solventar esa situación.

Seguramente sus médicos les habrán dicho ya que eso de comer por dos esta estrictamente prohibido (aunque muchas veces es lo que provoca) yo les puedo decir que combinando bien los alimentos y consumiendo snacks saludables evitamos esos episodios donde parece que nos vamos a morir del hambre...

Se que para muchos las ensaladas son platos  que  resultan aburridos, yo les digo que con un poco de creatividad podemos cambiar eso, tal es le caso de la ensalada de hoy que combina distintas temperaturas, texturas y sabores, que en conjunto se convierten en una verdadera fiesta tropical dentro de la boca mmm!!!

Adicionalmente, la receta que les traigo esta vez está compuesta de elementos que son muy saludables y tienen un gran valor nutricional para todos, especialmente para nosotras las mujeres que estamos embarazadas.

La receta de hoy es para dos personas.

Receta:

Ingredientes:

Para la Ensalada:
1 Lechuga  Pequeña (La que más les guste)
2 Rebanadas de Piña
4 Champiñones
10 Nueces
Queso Parmesano al gusto

Para la Vinagreta:
3 Cucharadas Aceite de Oliva
1 Cucharada Vinagre de Miel
1/2 Cucharadita Miel
Sal al Gusto
Pimienta al Gusto

Preparación:

En un bowl, mezclar enérgicamente el aceite, el vinagre, la miel, la sal y la piemienta, de esta forma vamos a obtener un aderezo uniforme.
En el mismo bowl donde preparamos nuestra vinagreta, agregamos la lechuga previemente lavada y cortada, de esta forma se impregnará de todos los ricos sabores que forman parte de nuestro delicioso aderezo.
En una sartén bien caliente colocamos nuestra piña cortada en triángulos pequeños, esto es para resaltar su sabor, además así toma un lindo color que la hace más provocativa.
En la misma sartén, salteamos los champiñones cortados en láminas delgadas.

Para efectos de decoración me gusta cortar el queso parmesano en láminas pequeñas y delgadas, para esto utilizo un pelador de papas, la verdad es que quedan bien lindas.
Las nueces debemos cortarlas bien pequeñas para que se integren bien en nuestra ensalada, esto lo pueden hacer con un cuchillo, con las manos o en un picatodo.

Para armar nuestra ensalada, colocamos la mitad de la lechuga en cada plato, los triángulos de piña alrededor, el queso parmesano encima de la lechuga, luego los champiñones y por último coronamos el plato con las nueces, las cuales incorporamos en forma de lluvia.
Esta rica ensalada se puede comer sola como una cena, o acompañada de un rico pollo horneado o unas deliciosas chuletas de cerdo, también funcionan bien como entrada.

Tips:

La piña la pueden sustituir por cualquier otra fruta.
Los champiñones los pueden sustituir por hongos portobello.

Espero que disfruten de la deliciosa fiesta caribeña que esta ensalada proporciona en el paladar!